El año 2015 marcó el inicio de We Love Ibiza. Los hermanos Luis y Emy Salazar, movidos por un deseo de cambio, abandonaron su Barcelona natal y se trasladaron a su amada Ibiza, donde habían creado vínculos desde sus primeras visitas en los años 80.
We Love Ibiza nació como una etiqueta para una serie de eventos dedicados a la música electrónica, sesiones de DJs y la cultura del clubbing, siempre en sintonía con el espíritu de la isla.
Lo que en sus inicios fue una pequeña serie de artículos promocionales, rápidamente evolucionó en una marca de camisetas y accesorios con una identidad única.